El Deadline Day es uno de los días más frustrantes para aquellos equipos que no han logrado hacer un gran mercado. Muchas veces, esto mismo hace que se pierdan millones de euros en jugadores que, en un día regular, no llegarían a valer ni la mitad de lo que se paga por ellos.


Desde lesiones hasta indisciplinas o simplemente un bajo nivel de juego, todos estos motivos hacen que el rendimiento de un jugador disminuya. Por eso hoy te presentamos a jugadores que llegaron en el Deadline Day y fracasaron:

Michael Owen (Newcastle)

Transferencia: 25 millones de euros.

La leyenda del fútbol inglés y galáctico del Real Madrid, o por lo menos así se lo vendieron al Newcastle, llegó a St. James Park en la temporada 2005-06. El regreso de un histórico a casa. Las cosas empezaron bien para Owen, ya que no le costó mucho hacerse con la titularidad y rápidamente empezó a responder para las 'Urracas'. Luego de jugar 10 partidos y marcar 7 tantos, la situación fue a peor puesto que una lesión separó al inglés de las canchas.

Tras su regreso jamás pudo recuperar aquel nivel que mostró, entre perderse temporadas completas por lesiones y actitudes que demostraban que no quería quedarse ahí, el fichaje más caro del Newcastle fue uno de los peores movimientos que pudieron realizar.


Andy Carroll (Liverpool)

Transferencia: 41 millones de euros.

Durante las épocas oscuras del Liverpool, uno de los fichajes que más dio de qué hablar fue el de Andy Carroll. La presión de que su mejor jugador, Fernando Torres, acababa de pedir su transfer request, llevó a la directiva a hacer una locura.

Aunque Carroll no destacaba mucho por su estilo de juego, sí que llamaba la atención por su altura, así que, en primera instancia, parecía una gran idea. Pero a lo largo de la temporada demostró no ser el hombre perfecto para el puesto.

Durante la temporada 2010-11, realizó un total de 11 tantos en 20 partidos… con el Newcastle, ya que al llegar a Anfield cayó lesionado. El inglés logró disputar 7 encuentros durante la campaña, pero únicamente logró marcar 2 goles. Afortunadamente para el Liverpool, ese mismo día se hicieron también con la carta de Luis Suárez.


Quizá te interese: Los mejores fichajes de los últimos años en el Deadline Day.

Radamel Falcao (Manchester United)

Cesión: 7 millones de euros.

El colombiano no había firmado una gran temporada con el AS Mónaco, sin embargo, el Manchester United intentó encontrar su mejor versión. Aunque claro, teniendo qué combatir con Van Persie y Rooney, las cosas no serían sencillas. Y vaya que no fue fácil para Falcao encontrarse con el gol, con 26 partidos disputados únicamente pudo marcar en 4 ocasiones. A los Red Devils sí que les debió de haber dolido el pagar 7 millones por la llegada de este jugador.

Esta fue, en aquel momento, llamada como su peor temporada, pero las cosas no irían mejor para el delantero, ya que su siguiente torneo sería aún peor, pero eso ya es otra historia.


Jesé (Las Palmas)

Cesión.

Jesé, una vez más, llega a Las Palmas en el Deadline Day. En la temporada 2016-17, el español arribó al club canario en préstamo desde el PSG, luego de no tener nada de minutos con los parisinos. Los buenos momentos que había vivido Jesé en España interesaron a unos canarios que intentaban salvarse del descenso. A pesar de que el jugador no logró demostrar todo su potencial, sí lograron el objetivo.

El delantero español disputó 16 partidos pero únicamente marcó 3 tantos. Aún con esto, Las Palmas ahora intentará darle una segunda oportunidad para demostrar si realmente tiene lo necesario para seguir en el fútbol profesional.


Fernando Torres (Chelsea)

Transferencia: 58.5 millones de euros.

Así es, como ya bien comentábamos anteriormente, el 'Niño' pidió su salida del club 'Red' luego de algunos problemas con los aficionados. El Chelsea fue el primer interesado y desembolsó una gran cantidad para tener al español entre sus filas. La decepción llegó cuando en sus primeros encuentros no pudo conseguir ningún tanto. Fue hasta la décima fecha con los 'Blues’ que logró marcar su primer y único tanto en la temporada 2010-11 con el equipo de Stamford Bridge.

Las cosas mejorarían un tanto para el español en la siguiente temporada en la que anotó 11 goles, así como también levantar la Champions League, pero nunca volvería a tener una forma como la que vivió en su tiempo con el Liverpool.